Regalo navideño de Loli

regalo Loli

domingo, 21 de junio de 2015

Calabacines rellenos de atún y gambas




A la espera de que ya se puedan  recoger los calabacines en el huerto de esta temporada, hay que seguir usando los comprados y estos redondos tienen una forma y tamaño ideal para rellenar. Ahora ya son muy fáciles de encontrar en el mercado por mi zona. Variados son los rellenos que podemos preparar, pero hoy tocan con gambas y atún.

Ingredientes 

6 calabaciones redondos
150 gramos de gambas peladas
media cebolla picada
una lata de atún de unos 150 gramos peso escurrido
queso, en lonchas o uno para gratinar de nuestro agrado
aceite de oliva
sal

Preparación

Con un poco de paciencia y una vez que hayamos lavado bien y secado los calabaciones, tendremos que vaciarlos. Le cortamos la parte arriba y con ayuda de un utensilio adecuado iremos sacando poco a poco su interior, procurando no pasarnos y que se nos rompa la piel de fuera.

Cortaremos en trozos más pequeños todo lo que hayamos sacado de su interior. Terminado este paso, ponemos una cacerola al fuego con un fondo de aceite y la cebolla picada.

Dejamos que sude un poco, removiendo y a fuego medio. A continuación incorporamos las gambas peladas troceadas.

Transcurridos unos minutos,  es el momento de agregar los trozos de calabacín.

Cuando se hayan ablandado un poco y soltado el agua de su interior será el momento de añadirle un par de cucharadas de salsa de tomate.

Mezclamos bien y dejamos que se vayan cocinando unos quince minutos más. Una vez que veamos que están casi hechos, con la ayuda de un tenedor podemos aplastar un poco la mezcla y así deshacer los trozos un poco más.

Y también es el momento de agregar el atún desmenuzado.

Apagamos el fuego y procedemos a rellenar los calabacines.
Cubrimos con el queso y llevamos al horno que ya tendremos caliente a unos 200 ºC con calor arriba y abajo.

Cuando el queso haya cogido algo de color es el momento de sacarlos y degustarlos....

domingo, 14 de junio de 2015

Bizcocho de naranja y chocolate con cobertura

Si os animáis a probarlo seguramente os gustará este bizcocho, sobre todo a los amantes del chocolate. Resulta un bizcocho húmedo y jugoso que acaba siendo todo un vicio. Os resultará difícil comer un solo trozo y no repetir.

Ingredientes (para un molde de 23 cm. de diámetro con agujero en el centro)

200 gr. de harina con levadura
100 gr. de azúcar
125 gr. de mantequilla + una cucharada para la cobertura
3 huevos
150 ml. de leche
150 ml. de zumo de naranja
30 gr. de cacao en polvo sin azúcar
media cucharadita de bicarbonato
100 gr. de chocolate negro para cobertura
virutas de chocolate blanco

Preparación

Comenzaremos por batir la mantequilla junto con el azúcar hasta que la mezcla haya cogido un color blanquecino. En ese momento iremos añadiendo los huevos de uno en uno, batiendo hasta que se hayan integrado bien.
A continuación le agregamos la leche y el zumo de naranja y mezclamos. Finalmente incorporamos la harina, el cacao y el bicarbonato que pasaremos por un tamizador e iremos añadiendo poco a poco mezclando hasta conseguir una masa homogénea.
Verter la mezcla en un molde engrasado y llevar al horno previamente calentado a 185 º C durante unos 40 minutos. Comprobaremos si ya está listo antes de sacarlo, en caso contrario lo dejamos un rato más.Dejar entibiar un poco antes de desmoldar.
Una vez lo hayamos sacado del molde lo dejaremos enfríar totalmente colocándolo en una rejilla.
Para cubrirlo derretimos el chocolate al baño maría con la cucharada de mantequilla y bañamos el bizcocho con él.
Podemos decorarlo también con algo que nos agrade, en este caso usé unas virutas de chocolate blanco. Pero bien pueden ser unas nueces o avellanas picadas, crocanti de almendra.....